WeChat, la app china que eclipsará a todas las occidentales

A primera vista, WeChat puede parecer una aplicación de mensajería más. De hecho, muchos medios occidentales insisten con llamarla el “WhatsApp chino”. Pero no se puede pedir una pizza por WhatsApp. Ni comprar un vuelo en Facebook. Y tampoco sacar un turno para el médico a través de Twitter. Más que hablar de una red social o una aplicación, WeChat es una superaplicación.



No se trata de que las funciones de WeChat sean novedosas, sino de que estén integradas. Es como Facebook, WhatsApp, Instagram, Skype, Uber y Amazon, sí; pero todo en uno. Un servicio gratuito que permite chatear, hacer videollamadas, conocer gente, pagar los servicios del hogar, realizar transferencias bancarias, comprar viviendas, pedir comida a domicilio, contratar hoteles, solicitar un taxi, consultar mapas y mucho más.

Publicidad estática que muestra a Lionel Messi promocionando la app china WeChat.
Foto: Richard Lai
Un verdadero fenómeno

WeChat fue lanzada en 2011 y rápidamente se convirtió en la aplicación más utilizada de China, con más de ochocientos millones de usuarios en la actualidad. Según un informe reciente publicado por el sitio tecnológico TechNode (socio oficial de la revista TechCrunch en Asia), sus usuarios utilizan la app un promedio de 66 minutos al día.

No sólo eso, los datos también indican que el 60% de quienes usan WeChat introdujeron sus datos de pago en la aplicación. Es decir, que están dispuestos a pagar por el contenido. Una verdadera envidia para las aplicaciones occidentales, que deben basar su economía en el modelo publicitario ante la reticencia natural de la gente a colocar su dinero en Internet.

Gracias a este éxito sin precedentes, Tencent, la compañía creadora de WeChat, se ha transformado en la empresa tecnológica más valiosa de China, superando a la multimillonaria y hasta hace poco inalcanzable Alibaba (una especie de eBay chino).

Un usuario utilizando la app china WeChat en su smartphone
Foto: China Daily
WeChat en Occidente

En los últimos años WeChat se ha esforzado en expandir sus fronteras más allá del mercado chino. La aplicación es compatible con dispositivos Android, iOS y Windows Mobile y está disponible en veintiún idiomas (español incluido).

Claro que gran parte del éxito de WeChat depende de su integración con el entorno. En China casi todos los negocios tienen una cuenta en la aplicación, por lo que es posible consumir cualquier cosa sin dinero en la billetera. Además, basta con escanear el código QR que suelen exhibir las tiendas en sus vidrieras para guardarlas como favoritas, lo cual permite acceder a noticias, descuentos y promociones.

En nuestro caso, si bien se puede usar muy bien en cualquier país de habla hispana, es posible que no estén disponibles todas sus funciones. Las monetarias, por ejemplo, todavía dejan fuera a gran parte del mundo, ya que WeChat sólo permite pagar productos a través de la app en China, Hong Kong y Sudáfrica. El resto, por ahora, tendremos que esperar.

Foto de portada: Alvy – Microsiervos

Facundo

Periodista y Licenciado en Comunicación Social. Apasionado por la escritura y los viajes. Estudiante de japonés e interesado en todo lo relacionado con la cultura de China y Japón.

Comentar este artículo